Bitcoin es como el dinero de siempre pero mejor. Nacida en 2009, es una divisa dígítal que no tiene fronteras, descentralizada y permite mandarse a cualquier parte del planeta de forma instantánea.